«Vienen mejores tiempos para el sector de la curtición»

| 16 marzo, 2017 | Comentario

El pasado año, Texcur cumplió 10 años en activo. Tras superar los duros años de crisis económica, esta empresa igualadina especializada en soluciones químicas para el acabado de pieles tiene previsto crecer en los próximos años tanto en el mercado nacional como en el internacional. Hablamos con su director, Albert Enrich, para conocer un poco mejor sus nuevos proyectos.

LederPiel: El pasado año Texcur cumplió una década de actividad. ¿Qué balance hace de estos años?
Albert Enrich: No ha sido fácil, empezamos en una mala época. Hemos sufrido la profunda recesión del mercado del cuero europeo, esto ha hecho que las empresas químicas europeas hayan salido más al exterior y hayan incrementado la competencia. Aun así, hemos intentado mantener nuestros valores y política de trabajo que, después de estos años, hace que aún sigamos abiertos y que la gente nos tenga confianza.

L.: ¿Cómo ha evolucionado la empresa a lo largo de estos 10 años?
A. E.: En un principio Texcur era una empresa más enfocada a los productos de ribera para la exportación, pero el problema que sufrió el dólar al inicio de la crisis hizo replantearnos la empresa. La entrada de Joan Pons a principios de 2008 también ayudó a especializar la empresa en productos de acabado. Él y mi padre, Joan Enrich, fundaron las bases de la gama actual de Texcur. En la actualidad estamos dando servicio técnico y soluciones tecnológicas para innovadores acabados adaptados a los nuevos tiempos y modas.

«Nosotros nos presentamos como una empresa de productos de acabados de calidad que está dispuesta a ayudar a la empresa de curtidos haciendo productos a medida»

LederPiel: ¿Cuáles son los principales productos y servicios que ofrece Texcur a las empresas de curtidos?
Albert Enrich: Nuestra carta de presentación en la industria del cuero es el catálogo de moda que realizamos anualmente.Nosotros nos presentamos como una empresa de productos de acabados de calidad que está dispuesta a ayudar a la empresa de curtidos haciendo productos a medida para artículos concretos de moda o técnicos.

L.: ¿Qué porcentaje de la facturación anual de Texcur corresponde al mercado interno y cuánto al exterior? ¿Cuáles son los países donde mejor acogida tienen los productos de Texcur?
A. E.: Nuestro mercado principal sigue siendo España. Estamos bien introducidos en Portugal e Italia. El mercado asiático es difícil por eso trabajamos a través de un distribuidor en Taiwán. En estos momentos tenemos demandas por atender de otros mercados, como el turco e indio, pero tenemos que buscar buenos partners que compartan nuestra forma y filosofía de trabajo.

L.: ¿Cuáles son las principales vías de investigación en relación con la curtición de pieles en las que está trabajando Texcur en la actualidad?
A. E.: En Texcur nos encanta que un cliente nos ponga un problema encima la mesa. Tenemos muchos proyectos actualmente, todos enfocados a las mejoras técnicas en compromiso con la salud humana y del medioambiente. Próximamente lanzaremos al mercado una impregnación para la curtición vegetal, un acabado especial que mejora la resistencia a la luz del cuero vegetal sin bajar su aspecto natural, una nueva gama de colorantes agua/solventes con altas resistencias al PVC, aditivos para mejorar los blancos, etc. También estamos trabajando en otros proyectos como los fijadores de caseínas sin formaldehído, acabados conductores, compactos VOC free, etc.

«En Texcur hemos desarrollado diferentes acabados con ceras estucantes con los que se llega a un nivel alto de cubrición sin perder el aspecto natural de la piel»

LederPiel: Una queja común entre los curtidores es que las pieles que reciben de los mataderos les llegan dañadas por picaduras de parásitos por una mala conservación. ¿De qué manera la industria química puede ayudar a solucionar este problema?
Albert Enrich: Hace cinco o seis años sacamos un monográfico sobre este tema, porque fue un problema que nos llegó de nuestros clientes [LederPiel, nº 104]. La mayoría de la gente del sector te aconsejaría hacer un acabado pigmentado con resinas para tapar las imperfecciones, en Texcur hemos desarrollado diferentes acabados con ceras estucantes con los que se llega a un nivel alto de cubrición sin perder el aspecto natural de la piel.

L.: Otro tema preocupante para el sector curtidor es la cada vez mayor alarma social con respecto al uso del cromo y otro metales en el proceso de curtición. ¿Cree que los procesos alternativos vegetales o con otros metales pueden llegar a imponerse alguna vez a la curtición con cromo? ¿Existe hoy por hoy en el mercado algún sustituto al cromo que iguale sus prestaciones?
A. E.: Hoy por hoy hay sistemas buenos para sustituir el cromo con vegetal y otros metales menos peligrosos. Actualmente se llegan a unos buenos niveles con estos productos alternativos, pero por desgracia aún no se ha llegado a las propiedades que se obtienen con la curtición con cromo. Siguiendo esta línea de trabajo, Texcur ha elaborado una gama de productos sin metales pesados para el acabado, con muy buena aceptación en el mercado.

«En Texcur presentamos un catálogo de moda anual que da una orientación de tendencias del año próximo y nos adaptamos a la demanda del cliente en el momento que lo requiere»

LederPiel: Uno de los mayores aportes de la industria química a la curtición de pieles es la posibilidad de crear nuevas texturas y colores que se adapten a las demandas del consumidor de moda. ¿Cuáles son las tendencias más demandadas en moda de cuero en este sentido?
Albert Enrich: La moda ha ido cambiando y evolucionando durante la historia. Actualmente se siguen organizando ferias de moda otoño-invierno y primavera-verano. Creo que este es un sistema obsoleto, ya que la sociedad ha cambiado hacia la inmediatez, los gustos evolucionan muy deprisa. Esto es algo que ha interpretado muy bien Inditex, entre otras, de aquí su gran éxito. Por este motivo en Texcur presentamos un catálogo de moda anual que da una orientación de tendencias del año próximo y nos adaptamos a la demanda del cliente en el momento que lo requiere. Concretamente para esta pasada feria elaboramos una colección de metalizados para algunos clientes que ha tenido muy buena aceptación en la ferias de Milán y París.

«El Reach es necesario pero tendría que ser global. Espero que todos los países se unan al GHS de las Naciones Unidas.»

LederPiel: ¿Cuál es su opinión con respecto al reglamento Reach? ¿Cree que perjudica a las curtidurías europeas frente a las de otros continentes?  
Albert Enrich: El Reach es necesario pero tendría que ser global. Espero que todos los países se unan al GHS de las Naciones Unidas. No podemos vivir sin saber lo que usamos, la salud de las personas y del medioambiente están en juego.

L.: ¿Qué piensa de campañas como Zero Discharge of Hazardous Chemicals (ZDHC)?
A. E.: No se puede estar en contra del ZDHC. Existen muchas más normativas y todas hacen la guerra por su parte. Son todos parecidos pero no son iguales y, como casa de productos químicos, tenemos que cumplir con todas. Pero sí que sería más fácil si todas se uniesen con el mismo fin.

«Actualmente, gracias a la creación del clúster y la orientación de los curtidores hacia la calidad, algunos inversores vuelven a confiar en Igualada»

LederPiel: ¿En qué momento se encuentra la industria igualadina del cuero?
Albert Enrich: Igualada ha sido siempre una ciudad de curtidores, pero la crisis y la deslocalización de la industria del cuero hacia países emergentes han hecho daño. Actualmente, gracias a la creación del clúster y la orientación de los curtidores hacia la calidad, algunos inversores vuelven a confiar en Igualada. Creo que vendrán mejores tiempos, los esfuerzos del sector, inclusive el químico, están puestos en está línea.

«El curtido español ha sufrido bastante, pero los que han aguantado creo que van a seguir. Las políticas de bajo precio y baja calidad no son un camino a seguir.»

LederPiel: Por último, ¿cómo cree que evolucionará la curtición de pieles en el futuro y especialmente, en España?  
Albert Enrich: El curtido español ha sufrido bastante, pero los que han aguantado creo que van a seguir. Las políticas de bajo precio y baja calidad no son un camino a seguir. Creo que tendríamos que fijarnos en el ejemplo del mercado italiano, de fuerte tradición curtidora como el español. Si ellos pueden aguantar, nosotros también deberíamos.

TwitterGoogle+FacebookCompartir

Tags: , , ,

Categoría: Entrevistas

Dejar comentario

comelz